Variedades de bisagras

En el mercado actual existe una gran variedad de tipologías de bisagras, así no lo parezca, existe una gama bien diversa de estas, es justamente debido a esto que es imprescindible conocerlas y saber diferenciarlas, para lograr adquirir la variedad que mejor se ajuste a lo que necesitamos.

Existen personas que piensan que no hay una diferencia entre una y otra, nada más dista de la realidad, cada una cumple una función específica, algunas ofrecen mayor seguridad que otras, se puede llegar a pensar que existen bisagras que pueden verse comprometidas al no ser tan eficientes.

Se comprende que la seguridad no depende solo de este producto, que comprende todo un conjunto de factores como las puertas, los manubrios y por ende las bisagras, al ser estas partes de ese conjunto de factores. Es por ello, que resulta imprescindible conocer cuáles son las adecuadas a las puertas que vosotros tenéis en casa.

¿En que se basa una bisagra?

En su concepto más básico las bisagras se tratan de un equipo conformado por dos piezas, unidas ambas partes mediante un eje que las une, las cuales no permiten que se separen entre ambas piezas pero si pueden girar. Su principal función es la de sujetar la puerta contra la pared fija, con el fin de que la puerta pueda movilizarse, y que se logre accionar el cierre y la apertura de la misma.

Variedades de bisagras

Podemos encontrar las bisagras de libro, llamadas así pr l funcionamiento que poseen, muy parecido a la forma de un libro, son las más estándar y las más conocidas. Son usadas no solo para puertas sino en distintos objetos en donde se amerite su uso. Son fáciles y sencillas de colocar, solo basta del uso de tornillos y una herramienta apropiada para ello.

Están las bisagras desmontables, las cuales parte de sencillas de colocar cumplen la función de poder ser desmontadas en el objeto al cual han sido instaladas, en el momento en que se necesite. Su facilidad radica en que no se necesita destornillar para desmontar, es ahí donde radica su comodidad.

Encontramos las bisagras de piano, muy parecidas a las bisagras de libros lo que son de un tamaño más grande, siendo estas más largas, lo que les da mayor resistencia y seguridad, por lo que son ideales para puertas más pesadas. Así mismo, contamos con las bisagras de pernio, de las más usadas en todo tipo de puertas, pero sobre todo en las ventanas. Son el tipo de bisagra que más aporta durabilidad y firmeza. Su instalación debe ser llevada a cabo por profesionales del área de la cerrajería para lograr que sean instaladas correctamente.

Otros tipos de bisagras

En esta sección encontramos las bisagras invisibles, las cuales como su nombre lo menciona no son perceptibles a simple vista, igualmente se conocen como bisagras ocultas. Este tipo de bisagra funciona igual que las de libro, solo que al abrir no pueden ser percibidas fácilmente.

Así mismo, encontramos bisagras de doble acción, las que son ideales para puertas de estilo batiente, la cuales funcionan hacia ambos lados, usadas comúnmente en zonas de las casas como bares o cocinas. Lugares a los cuales se debe tener acceso de forma constante. Al usar este tipo de bisagra se genera mayor comodidad. Estas bisagras son de muy sencilla instalación, por lo que no requiere de la solicitud de un profesional en el área.

Ahora bien para muebles de cocina o de empotramiento las bisagras ideales son las de cazoleta, ya que al ser colocadas son totalmente imperceptibles. Para estos muebles también pueden ser colocadas las bisagras de superficies, siendo estas más sencillas y fáciles de colocar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.